922 509 158 - 7:30 - 16:00h Lunes - Jueves | 7:30 - 13:30h Viernes

Contar con un sistema de detección de incendios adecuado puede marcar la diferencia en caso de emergencia. Exploramos los sistemas de detección de incendios analógicos, una tecnología avanzada que ofrece una detección temprana y precisa de incendios para entender mejor su funcionamiento y beneficios.

¿Qué es un sistema de detección de incendios analógico?

Un sistema de detección de incendios analógico es una red de dispositivos diseñados para detectar la presencia de humo, calor o llamas en un edificio. A diferencia de los sistemas convencionales, que solo indican la presencia de un incendio en una zona específica, los sistemas analógicos pueden identificar la ubicación exacta del incendio y evaluar su gravedad con mayor precisión. Se trata de un sistema más avanzado, en el que cada equipo tiene su propia dirección y que además incorpora algoritmos configurables, como los umbrales de prealarma y alarma.

Diferencias entre UN sistema de detección de incendios analógico y convencional

Existen varios tipos de sistemas electrónicos de detección y alarma contra incendios, cada uno diseñado para cubrir diferentes necesidades y entornos. Estos incluyen sistemas convencionales, y analógicos.

Analógico

Convencional

Detección precisa

Identifican la ubicación exacta del incendio y evalúan su gravedad con mayor precisión

Solo indican la presencia de un incendio en una zona específica

Personalización

Mayor flexibilidad en la programación y configuración de zonas y dispositivos

Limitada

Riesgo de falsas alarmas

Poco gracias a su capacidad para analizar múltiples parámetros (velocidad de aumento de temperatura y la densidad de humo)

Alto

  • Detección precisa: Mientras que los sistemas convencionales solo indican la presencia de un incendio en una zona específica, los sistemas analógicos pueden identificar la ubicación exacta del incendio y evaluar su gravedad con mayor precisión.
  • Mayor capacidad de personalización: Los sistemas analógicos permiten una mayor flexibilidad en la programación y configuración de zonas y dispositivos, lo que los hace más adecuados para edificios grandes o complejos.
  • Menor riesgo de falsas alarmas: Gracias a su capacidad para analizar múltiples parámetros, como la velocidad de aumento de temperatura y la densidad de humo, los sistemas analógicos tienden a generar menos falsas alarmas que los sistemas convencionales.

Beneficios de los sistemas de detección de incendios analógicos

Detección temprana

La capacidad de identificar la ubicación exacta y evaluar la gravedad del incendio permite una respuesta más rápida y eficiente por parte de los servicios de emergencia.

Menor riesgo de daños

Al detectar y controlar los incendios en etapas tempranas, los sistemas analógicos ayudan a minimizar los daños materiales y proteger la vida humana.

Mayor fiabilidad

La tecnología avanzada y la capacidad de autodiagnóstico de los sistemas analógicos garantizan un funcionamiento confiable en todo momento.

Componentes de un sistema de detección y alarma contra incendios analógico

Un sistema de detección de incendios analógico está compuesto por varios elementos clave, que incluyen:

Detectores automáticos

Dispositivos diseñados para detectar signos tempranos de un incendio en diferentes áreas del edificio. Pueden ser detectores de humo, detectores de temperatura, detectores de llama, detectores de gases, detectores lineales de infrarrojos o sensores de temperatura.

Paneles de control

Los paneles de control o la central de incendios son equipos que reciben señales de los detectores y coordinan la respuesta del sistema, activando alarmas y notificando a las autoridades competentes en caso de emergencia.

Dispositivos de alarma

Como las sirenas audibles, luces estroboscópicas u otros dispositivos que alertan a los ocupantes del edificio sobre la presencia de un incendio.

Normativa vigente de detección de incendios en España

En España, la normativa vigente para la detección de incendios incluye la UNE 23007 y la UNE-EN 54. Estas normas establecen los requisitos y procedimientos para la instalación y mantenimiento de sistemas de detección y alarma contra incendios, garantizando su eficacia y fiabilidad en situaciones de emergencia.