922 509 158 - 8:00 - 16:00h Lunes - Viernes

La temporada navideña es un momento mágico en el que las familias se reúnen para celebrar, decorar sus hogares y disfrutar de la alegría de las festividades. Sin embargo, es importante recordar que, junto con la alegría, la Navidad también puede traer consigo ciertos riesgos, especialmente en lo que respecta a incendios. La combinación de luces brillantes, árboles adornados y elementos decorativos puede aumentar las posibilidades de que ocurran accidentes.

Árboles de Navidad

Asegúrate de que los árboles artificiales de Navidad sean resistentes al fuego. Para ello, busca en la etiqueta las palabras «Fire-Retardant» (Retardador de llama);  significa que, en caso de incendio, arderá, pero le llevará más tiempo y se extinguirá rápidamente.

Si prefieres un árbol natural, ten en cuenta que pueden secarse con el tiempo, convirtiéndose en combustible inflamable. Mantén el árbol bien hidratado y alejado de fuentes de calor, como radiadores y chimeneas. En cualquiera de los dos casos, no dejes las luces del árbol encendidas durante toda la noche y desconéctalas cuando no estés en casa para minimizar el riesgo de incendios.

Velas decorativas

Las velas son una adición encantadora a la decoración navideña, pero también son una fuente común de incendios.

  • Nunca dejes velas encendidas sin supervisión y asegúrate de colocarlas en recipientes resistentes al calor.
  • lejos de cortinas, adornos y otros objetos inflamables.
  • Considera el uso de luces LED que simulan el parpadeo de las velas para reducir el riesgo.

Decoraciones inflamables

Muchas decoraciones navideñas como las guirnaldas o las figuras del belén, y como no, el papel y las bolsas de regalo, están hechos de materiales inflamables como papel y cartón.

  • Mantén estas decoraciones lejos de fuentes de calor y llama abierta.
  • Evita colocar decoraciones cerca de la estufa, calefactores o velas.
  • Además, asegúrate de que las decoraciones no estén cerca de las salidas de emergencia y rutas de evacuación.

Luces navideñas

Uno de los elementos más icónicos de la decoración navideña son las luces que adornan árboles, ventanas y exteriores de las casas. Sin embargo, estas luces también pueden representar un peligro si no se utilizan correctamente.

  • Asegúrate de que las luces que utilizas están certificadas y en buen estado
  • Evita sobrecargar los enchufes y utiliza regletas con protección contra sobretensiones. 
  • Además, apaga las luces antes de irte a dormir o salir de casa para prevenir posibles cortocircuitos.

Chimeneas

Aunque no son muy comunes en las viviendas Canarias, las chimeneas son un lugar popular para la decoración festiva y para encender fuegos durante las noches frías de diciembre y enero.

  • Antes de encender la chimenea, asegúrate de que esté limpia y en buen estado
  • Utiliza leña seca y evita el uso de materiales inflamables como papel de regalo para encender el fuego. 
  • Nunca dejes la chimenea encendida sin supervisión y asegúrate de que las chispas estén contenidas con una pantalla protectora.
En estas fiestas, la alegría y el espíritu navideño se mezclan con la responsabilidad de mantener seguros nuestros hogares y seres queridos. Cada pequeño gesto preventivo contribuye a crear un ambiente festivo sin riesgos innecesarios.

Recuerda que la magia de la Navidad radica no solo en las luces brillantes y las decoraciones encantadoras, sino también en la seguridad y la tranquilidad que compartimos con aquellos que amamos.

¡Drexmin te desea que estas festividades estén llenas de alegría, amor y, sobre todo, seguridad! ¡Felices fiestas para ti y los tuyos!